Home / Noticias / LAS CLAVES DEL TRATADO DE LIBRE COMERCIO ENTRE CHILE Y URUGUAY

LAS CLAVES DEL TRATADO DE LIBRE COMERCIO ENTRE CHILE Y URUGUAY

tlc-chile_uruguay-300x225

El acuerdo con Uruguay permitirá la reducción de los aranceles establecidos al mercado internacional.
Este martes 4 de octubre, Uruguay se sumará a la lista de países que mantienen un Tratado de Libre Comercio (TLC) con Chile, medida que busca fortalecer la relación económica entre ambos, independiente de que ya exista un diálogo comercial por su participación en el Mercosur.
“El acuerdo busca establecer un lazo directo entre las dos economías, actualizando las condiciones bilaterales e incluyendo el comercio de bienes y servicios, reglas de origen, medidas fitrosanitarias y medioambiente, entre otros temas”, aclara el docente de Agronegocios y Comercio Internacional en Agronomía de la Universidad del Pacífico, Juan Esteban Ramos.
En términos concretos, uno de los efectos importantes de este tipo de acuerdos es la reducción de los aranceles establecidos al comercio internacional.
Si bien el arancel general a las importaciones chilenas está fijado en 6%, gracias a los acuerdos se ha logrado bajarlos a 0% para algunos productos extranjeros, lo que permite disminuir el costo de los bienes importados provenientes de economías con las que nuestro país mantiene algún tipo de convenio comercial, con un menor precio para el consumidor final, entre otros beneficios.
El nuevo socio de Chile está pasando por un buen momento financiero. La economía de Uruguay, caracterizada por la fuerte actividad ganadera y agrícola, ha presentado un crecimiento sostenido en torno al 5%, alcanzando un Ingreso Nacional Bruto (INB) per cápita de US$16.350 el año 2014, según datos del Banco Mundial.
“El comercio entre Chile y Uruguay ha presentado un crecimiento sostenido durante los últimos años, a pesar de que en términos consolidados presentó una reducción de 2% entre 2014 y 2015, acumulando US$349 millones durante el año pasado”, detalla Ramos.
Lo anterior se ve reflejado en el incremento promedio de 7% en el valor de las exportaciones chilenas entre 2009 y 2014, las cuales acumularon US$148 millones durante 2015, cifra por debajo de los US$183 millones exportados a Uruguay durante 2014.
Dentro de los principales productos exportados se encuentran los purés y jugos de tomate, además de filetes de salmón y mezclas de vinos no orgánicos.
“Los envíos desde Uruguay se encuentran encabezados por carne de bovino, leche en polvo y maderas contrachapadas, además de algunos medicamentos”, comenta el especialista.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

uno × cinco =