Home / Noticias / MÁS CONOCIMIENTO, MAYOR ESPECIALIZACIÓN

MÁS CONOCIMIENTO, MAYOR ESPECIALIZACIÓN

p6

En el campo laboral la clave es marcar la diferencia. Los especialistas explican cuáles son los elementos con que cada agrónomo puede abrirse camino y destacarse.

Aun con el título de ingeniero agrónomo bajo el brazo, muchos profesionales toman la decisión de continuar sus estudios, ya sea realizando un Postgrado, Magister o Doctorado, para marcar la diferencia en el mercado, profundizar conocimientos o como una herramienta estratégica. Pero es interesante saber si estos estudios se encuentran alineados con las necesidades futuras de los agrónomos y conocer las nuevas áreas de investigación para los desafíos de los próximos años.

El doctor Soroush Parsa, Coordinador del Programa de Agronomía y Medioambiente en UC Davis Chile, comenta “el agrónomo debería estar en constante perfeccionamiento. Ningún buen agrónomo se formará con cuatro o cinco años de universidad. La curiosidad y la disposición al aprendizaje son y seguirán siendo un requisito indispensable”.

Para muchos, los postgrados son una validación en otras áreas, ya que actualmente no es suficiente quedarse con el estudio a nivel de pregrado, y muy por el contrario se pueden abrir nuevos desarrollos y desafíos profesionales. Francisco Meza, Director de investigación y Postgrados de la Universidad Católica, opina: “se debe mirar la experiencia del postgrado como un empaparse en el estado del arte de las cosas y para conocer hacia dónde van las grandes tendencias. Si no logra estructurarse como una persona propositiva de nuevas ideas, no va hacer suficiente la experiencia de un postgrado”.

Juan Pablo Buc, Gerente General de Exactta AgroHeadHunter, consultora de recursos humanos para el sector agrícola, comenta que actualmente los agrónomos son muy generalistas, saben de todo un poco y le falta especialización, elemento que es necesario para los futuros cambios que se aproximan.

Para David Turner, director gerente de la consultora Kincannon & Reed para América Latina, aquellos profesionales que aspiran a ser líderes, entienden que lo que fue suficiente hace una década ya no es suficiente hoy en día, por lo que una especialización puede marcar la diferencia. “Para ascender a los niveles de la alta gerencia, deben pensar y actuar tanto de manera estratégica como táctica. Nuestro mundo está lleno de incertidumbre y ambigüedad y de territorios por descubrir. Las personas que obtienen los mejores resultados se sienten cómodas y piensan de manera amplia y profunda sobre cuáles son las preguntas que hay que resolver y cuándo”.

Un elemento diferenciador, que se encuentra pendiente por parte de los agrónomos es el desarrollo del idioma inglés, “somos un país exportador y tenemos una deficiencia en el dominio del inglés, que es una competencia básica” comenta Juan Pablo Buc.

Agrega que los agrónomos van a necesitar los próximos años nuevas competencias, que no son las que imparten las actuales universidades, sino que los conocimientos obtenidos en postgrados fuera del país, ya sea en robótica, telecomunicaciones, biogenética, biología molecular; etc.

Para la Investigadora Postdoctoral en Fitopatología Molecular en UC Davis Chile, Priscila Moraga, los temas que tendrán que profundizar los agrónomos son las tecnologías de la información y la comunicación aplicadas al agro, la agricultura de precisión en sus múltiples aplicaciones, y biotecnología. Así, por ejemplo, hace referencia a la agroecología como uno de las áreas donde se podría profundizar. “E una disciplina relativamente nueva pero que se viene con fuerza, ya que incorpora una visión de ecosistema en los cultivos, el uso eficiente de agua, incorporación de bioinsumos –como biofertilizantes y biocontroladores-, y la consideración del entorno de comunidades microbianas para el mejoramiento genético de cultivos”.

HERRAMIENTAS DE CONOCIMIENTO

El Director de Postgrado de la Universidad de Chile, Osvaldo Salazar, comenta que su objetivo actualmente es formar profesionales en temas relacionados a la agricultura sustentable. “Nuestro programa de Magister está asociado al uso eficiente del agua, de la energía y del cambio climático. El Magister de Ciencias Agropecuarias tiene áreas de especialización que buscan dentro de la parte de producción estar enfocados en la sustentabilidad”.

Osvaldo Salazar agrega que el Magister de Manejo de suelos y agua está orientado a formar especialistas en temas de riego, el manejo sustentable de suelo y el uso eficiente de fertilizantes. “Estamos trabajando en un Magister de gestión territorial de recursos naturales, que esperamos se imparta el próximo año. Puede ser interesante para los agrónomos desde el punto de vista de cómo hacer un manejo territorial de la producción agropecuaria, considerando aspectos de sustentabilidad”.

La Universidad de Chile imparte un doctorado multidisciplinario. “Es lo que se requiere hoy en día para dar solución a los problemas complejos. Engloba varias áreas partiendo por sistemas de producción silvoagropecuarias, temas de conservación biológica, genética, enfermedades de animales. Es un doctorado integrador en términos de las problemáticas que se viven hoy en día en la agricultura”, indica Salazar.

El Decano de Agronomía de la Universidad Católica del Maule, Nelson Loyola, comenta: “buscamos entregar una especialización que apoye la gestión de los recursos tanto humanos, bióticos y abióticos con énfasis en unidades de negocio que lleve consigo aspectos de emprendimiento e innovación tecnológica”.

NUEVAS AREAS

José Antonio Olaeta, Decano de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, opina que las tecnologías de postcosecha serán uno de los conocimientos que el ingeniero agrónomo debiera profundizar. En este sentido, probablemente las áreas de innovación que empujarán los cambios en las decisiones agrícolas serán la forma de comercializar los productos agrícolas y las tecnologías de embalaje de los mismos. Gran parte de las frutas y hortalizas se comercializarán en un futuro cercano recubiertas con membranas biodegradables que aumentarán considerablemente la vida de postcosecha de estos productos, doblándola o triplicándola.

De acuerdo a los especialistas, la inserción en el mundo laboral es sin duda compleja y tiene muchas incertidumbres, donde el trabajo formal por periodos largos en una empresa o institución está ya en retirada, siendo la tendencia a trabajar en un mercado laboral cambiante con una alta movilidad en el empleo o desarrollando actividades de emprendimiento propias. Esto porque cada vez con mayor frecuencia están apareciendo diferentes oportunidades o nichos de mercado, cuyas vigencias desaparecen pronto para ser sustituidas por otras. Estas oportunidades hay que saber reconocerlas y tomarlas, y para ello los agrónomos deben capacitare de manera permanente y tener creatividad dentro de la competencia.

En el posgrado, más que especialidades se deben desarrollar potentes programas de doctorado ya que es la manera de formar profesionales capaces de generar nuevos conocimientos, cada vez más sofisticados, que lograrán el desarrollo que la agricultura requiere en el futuro. Los programas de magister, en cambio, deberán tener una orientación más profesional siendo un complemento de la formación de pregrado. Incluso estos debieran estar articulados con el pregrado, de manera que el graduado pueda tener una madurez tal que sea capaz de profundizar una materia determinada. También se deben considerar, entre otras, las áreas de la agricultura de precisión, la biotecnología y la relación suelo- agua – planta.

Otra consideración de importancia y, asumiendo el contexto global en que nuestro sector está inmerso, amerita que la formación considere en forma adecuada la entrega de elementos de análisis del comercio internacional de productos agroalimentarios, además de las necesidades, requerimientos y exigencias que demandan los consumidores, tanto en el mercado externo como interno. Por ello, hoy en día esas tendencias se están reorientando hacia la generación y gestión de negocios agrícolas y agroindustriales, potenciando las áreas de innovación en el sector.

Para Celso Navarro, Decano de la Facultad de Recursos Naturales de la Universidad Católica de Temuco, el proceso de adaptación al cambio climático implica intensificar la investigación en gestión de recursos hídricos, manejo de plantaciones y sistemas de conducción que aseguren la calidad de los frutos. Además especialización en polinizantes, sistemas biológicos integrados de control de plagas y enfermedades, mejores sistemas de monitoreo y alerta climáticos. “Necesitamos sistemas de cultivo de bajo impacto ambiental, genotipos resistentes a estrés y amenazas biológicas, tecnologías de transformación en bioproductos”.

El Presidente Colegio de Ingenieros Agrónomos, Jorge Wicha, indica que se requiere unificar un compromiso para comprender y utilizar sustentable y responsablemente los recursos naturales en beneficio de la humanidad. “En definitiva como profesionales debemos dar respuesta a las demandas de nuestro entorno en materia de investigación, transferencia tecnológica, formación permanente y en la generación de sistemas productivos, sobre todo en una economía como la chilena, abierta al mundo, basada en el modelo exportador”.

Para José Luis Arumi, Decano Ingeniería Agrícola de la Universidad de Concepción, la agricultura precisa profesionales de otras áreas como el caso de la ingeniería agrícola, que enfrenta los problemas de los procesos productivos del agro mediante la incorporación de soluciones ingenieriles, aplicando el conocimiento de las ciencias duras de la Ingeniería Civil a la problemática del campo. “El ingeniero agroindustrial es capaz de diseñar, modelar y controlar procesos y plantas agroindustriales y gestionar empresas aplicando conocimientos científicos, tecnológicos e ingenieriles, liderando equipos de trabajo multidisciplinarios y actuando en forma autónoma, crítica, innovadora y creativa, con responsabilidad social y compromiso ciudadano”.

Arumi añade que poseen un programa de Doctorado en Ingeniería mención Recursos Hídricos y Energía para la Agricultura, que tiene por objetivo formar capital humano con profundos conocimientos en los fundamentos y aplicaciones de la ingeniería a la agricultura, sobre todo en el dominio de los recursos hídricos y la energía.

A LA CONQUISTA DEL MUNDO

Luego de terminar sus estudios y realizar un postgrado, los agrónomos deben enfrentan al mundo agrícola, con todas las herramientas necesarias para enfrentar la naturaleza de las transformaciones de su entorno. Por lo que David Turner, de Kincannon & Reed, comenta: “los ejecutivos superiores de hoy deben poder completar las tareas ellos mismos, y al mismo tiempo inspirar, motivar, administrar, y trabajar a través de decenas, cientos o miles de personas que no están programadas de la misma manera. En resumen, para subir a la cima tienes que hacerlo todo”.

Juan Pablo Buc, de Exactta AgroHeadHunter, indica que si bien en el país “tenemos profesionales muy capaces, ya que somos los número uno en cerezas, arándanos y uva, no están dispuestos a trabajar fuera de Chile. Es en el exterior donde están las oportunidades. Y lo más extremo es que no se quieren mover de Santiago. Hoy día el desarrollo de proyectos frutícolas está en la VIII y IX región, requieren gente con experiencia; muchos agrónomos no quieren cambiarse de ciudad por las condiciones que existen en el mundo rural y van cerrando puertas y perdiendo opciones de desarrollo profesional. En cambio profesionales de países vecinos, toman los desafíos en otros lugares, a diferencia de los chilenos”.

Por eso, una recomendación que da el Gerente General de Exactta AgroHeadHunter a los recién egresados es salir de la universidad, trabajar un tiempo e irse a trabajar fuera de Chile, aprender un idioma en el exterior y ahí relacionarse con la cultura. “Además si puede hacer un postgrado sería ideal en genética, bioquímica, agricultura de precisión. Países como Estados Unidos, Australia y Perú, que esta con un boom agroexportador, necesitan agrónomos”, indica.

Es decir, el mundo requiere de más y mejores agrónomos. Dependerá de cada cual hacer lo necesario para dar la talla.

 

Fuente: http://www.mundoagro.cl/mas-conocimiento-mayor-especializacion/

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

diecinueve − uno =